ODS 11: Ciudades y comunidades sostenibles

El ODS 11 es uno de los objetivos que se ha propuesto Naciones Unidas para atajar uno de los grandes problemas urbanos. Con cada año que pasa, el mundo se urbaniza cada vez más. Actualmente más de la mitad de la población mundial vive en algún tipo de ciudad y se cree que esta tendencia aumente en los próximos años. Concretamente se espera que crezca hasta en un 60% para el final de la década. Para cuando la UE consiga su objetivo de neutralidad de carbono, se estima que dos tercios de la humanidad vivirá en un centro urbano.

Las ciudades y especialmente las áreas metropolitanas son hoy en día los centros neurálgicos del crecimiento económico, contribuyendo alrededor del 60% de todo el PIB mundial. Aunque la aportación de riqueza es significativamente positiva, las ciudades también representan aproximadamente el 70% de las emisiones de carbono que se emiten en todo el mundo, y más del 60% del uso de recursos. 

Esta rápida y creciente urbanización planetaria está resultando en un número cada vez mayor de habitantes en barrios pobres, de infraestructuras y servicios inadecuados o sobrecargados, lo que a su vez genera problemas, como el empeoramiento gradual de la calidad del aire o el crecimiento urbano sin control.   

¿Qué medidas concretas se van a tomar?

Es por ello que el Objetivo 11 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (o simplemente ODS) de la Agenda 2030 de la ONU tiene como misión unas serie de metas que cumplir. Estas son:

  • Para el año 2020: 
    • Aumentar con creces el número de ciudades y espacios urbanos que adopten y pongan en marcha planes de inclusión urbana, medidas políticas como el uso eficiente de los recursos energéticos, la  mitigación de los efectos del cambio climático, así como también la resiliencia ante los desastres naturales y el desarrollo y puesta en práctica de la gestión integral de los riesgos asociados a estos. 
  • Proporcionar también ayuda a los países en vías de desarrollo mediante apoyo monetario y técnico para que puedan construir nuevas estructuras habitables que sean tanto sostenibles como resilientes. 
  • Para el año 2030:
    • Se tiene como objetivo poder asegurar el acceso de todas las personas a viviendas y acceso a los servicios básicos adecuados y que sean asequibles y seguros. 
  • Proporcionar el acceso a sistemas de transporte para todos que sean sostenibles, asequibles y seguros. También se quiere mejorar la seguridad vial, particularmente en lo que se refiere al transporte público, ampliándolo y prestando especial atención a las necesidades de personas con necesidades especiales o situaciones vulnerables, personas de la tercera edad, niños y personas con discapacidad. 
  • Aumentar la inclusividad y sostenibilidad de la urbanización, así como también la capacidad para planificar y gestionar de forma participativa, sostenible e integral, los asentamientos humanos en todos los países del mundo. 
  • Reducir de forma significativa el número de muertes y de personas afectadas directamente por desastres naturales, incluidos todos aquellos relacionados con el agua, así como también la reducción significativa de las pérdidas económicas que estén ligadas al PIB causadas por éstos. También se hace especial hincapié en la protección de los más desfavorecidos y en las personas más vulnerables. 
  • Reducir el impacto ambiental negativo de las ciudades (per cápita), dando especial atención a la calidad del aire y también a la gestión de desechos municipales.  
  • Conseguir acceso universal tanto a zonas verdes como espacios públicos y que sean seguros e inclusivos, especialmente para personas con discapacidades, personas de la tercera edad y niños.
  • Apoyar los vínculos tanto económicos, ambientales y sociales entre las zonas urbanas, periurbanas y rurales mediante el refuerzo de la planificación del desarrollo tanto nacional como regional. 
  • Aumentar de forma considerable el número de ciudades y comunidades que adopten y pongan en marcha planes integrados y acciones políticas que tengan como objetivo la mitigación del cambio climático, la resiliencia ante los desastres naturales, el uso correcto y eficiente de los recursos naturales, la inclusión de las personas, así como el desarrollo y la puesta en práctica del Marco de Sendai para la Reducción del Riesgo de Desastres 2015-2030.
  • Finalmente, proporcionar ayuda a los países menos desarrollados, ya sea mediante ayuda económica o técnica, para que puedan construir nuevas edificaciones sostenibles y resilientes.