La sostenibilidad en el punto de mira a la hora de comprar

La sociedad está cambiando, y como demuestra un reciente estudio realizado por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) junto con el Foro NESI de Nueva Economía e Innovación Social, el  73% de las personas en España toma decisiones de consumo por motivos éticos o de sostenibilidad y un 62% cree que su consumo es una herramienta muy potente para cambiar el mundo. 

El estudio citado muestra cómo un nuevo prototipo de consumidor/a está emergiendo, caracterizándose por las siguientes actitudes: 

  • Consumir de manera responsable. 
  • Dar importancia a reciclar y generar los mínimos residuos posibles. 
  • Preocupación por el origen de los productos que adquieren. 
  • Apuesta por el consumo local y consciente.

Este estudio obtenido a través de las respuestas de 340 españoles y españolas, refleja las barreras con las que se encuentran  al realizar esta búsqueda más selectiva de productos y servicios, entre ellas, siendo de destacar que un 52% de los/as encuestados/as encuentran dificultades para encontrar empresas responsables. 

Pero, y pese a no tener claro qué empresas son realmente sostenibles, muchos consumidores y consumidoras parecen tener claro qué marcas no están comprometidas con el medio ambiente; un 44% de los/as encuestados/as por el estudio de AECOC Shopperview,  «Cómo afecta la sostenibilidad a los hábitos de compra», afirma que ha dejado de comprar todas esas marcas que no considera sostenibles. 

Más de un 65% de estos nuevos consumidores y consumidoras están dispuestos a pagar más por marcas que demuestren ser sostenbiles, según un estudio realizado por Nielsen, y este porcentaje se eleva a un 73% si el foco se pone en las personas Millennials. Por lo que podemos afirmar que ser sostenibles como empresas sí marca la diferencia. 

No son pocos los estudios que se realizan en torno a este nuevo prototipo de consumidores y consumidoras. Otro estudio realizado por IKEA, a través del Grupo Ingka, con más de 31.000 encuestados/as en más de 30 países, demuestra que un 51% de las personas consumidoras no siente que las empresas se estén implicando lo suficiente en cuanto al cambio climático y, por tanto, a la gestión frente a este problema. 

Si tenemos en cuenta que, aproximadamente, un 75% de las personas encuestadas por el Grupo Ingka muestra una fuerte preocupación frente al cambio climático, podemos decir que, ahora, más que nunca, es hora de ofrecer a los/as consumidores/as lo que están reclamando: cuidar del planeta. 

Si cambian los criterios de compra, habrá que cambiar con ellos

Frente a este panorama de nuevos criterios de compra, transformar las empresas en unas con un mayor compromiso medioambiental que pueda ser aplicado en todos los niveles de las organizaciones, se vuelve indispensable. Y no tenemos que olvidarnos, por supuesto, del ámbito de la movilidad laboral.

En anfibium queremos contribuir a conseguirlo con un software muy fácil de implementar y haciendo posible el cumplimiento de los nuevos requisitos de compra de estos consumidores y consumidoras más concienciados con la sostenibilidad.  

El mundo está cambiando y cambiar con él es fundamental para poder adaptarse a la nueva realidad.